Inicio En portada De vacaciones en Lisboa

De vacaciones en Lisboa

2643
0

La capital portuguesa es una de las ciudades más demandadas por los españoles para disfrutar de unos días de descanso. Sobre todo en verano. Lisboa es la mezcla ideal entre costa y montaña.

Lisboa (Portugal)

Portugal es, junto a Francia, el destino que más tenemos al alcance de nuestra mano. A tan solo unos kilómetros, el país vecino esconde ciudades y rincones que, a pesar de formar parte de la misma Península, disienten mucho de los paisajes españoles.

Una de las ciudades que más turistas atrae, ya no solo por ser una metrópoli costera, sino también por su vertiente montañosa, es Lisboa. La capital portuguesa esconde gran cantidad de historias. Muchas de ellas no podrás descubrirlas por ti mismo. Por este motivo, los Free Tour Lisboa en español son cada vez más demandados.

Un recorrido por Lisboa

Dejar constancia en un solo artículo de todo aquello de lo que puedes disfrutar en la capital portuguesa es prácticamente imposible. Por ello, y con algo de esfuerzo, hemos conseguido resumir algunos de los imprescindibles en este viaje. Muchos de ellos, incluidos en un Free Tour.

Plaza del Comercio. Es la plaza más importante de la capital. Sería equiparable a la Plaza Mayor de Madrid, con la diferencia, no solo de sus colores, sino también de los maravillosos amaneceres y atardeceres que allí se pueden vislumbrar. Situada a orillas del Tajo, está porticada en tres lados en forma de U.

Barrio de Alfama. Se trata de uno de los barrios más populares de la ciudad. Ubicado entre el Castillo de San Jorge y la orilla del Río Tajo, no podemos decirte cómo visitarlo. Tan solo te podemos recomendar que tomes aire, guardes el mapa y te pierdas por sus calles.

Catedral de Lisboa. Es el edificio religioso más antiguo de la ciudad y ha sobrevivido a catástrofes, entre ellas varios terremotos. Si te acercas a ella, no puedes dejar de visitar su interior, una mezcla de estilos arquitectónicos.

Barrio de Belém. Con solo oír Belém, seguro que se te ha hecho la boca agua. Los Pastéis de Belém los puedes comprar en cualquier barrio de Portugal, aunque la receta secreta está junto a la Torre de Belém. Es la excusa ideal para visitar dos monumentos considerados Patrimonio de la Humanidad, la Torre y el Monasterio de los Jerónimos.

Barrio Alto. Nada mejor que terminar el día o saludar a la noche en uno de los barrios de moda de la capital portuguesa. Ideal para cenar o ir de copas, es la zona bohemia de Lisboa. Para acceder a ella, eso sí, podrás hacerlo mediante el elevador de Santa Justa.

Qué visitar cerca de Lisboa

Ya que viajas hasta Lisboa, ¿por qué no hacer alguna escapada a sus alrededores? Y no hablamos de las playas más visitadas, sino de pequeños pueblos que te dejarán con la boca abierta.

Sintra. A tan solo veinte minutos en coche y conectada con Lisboa gracias al transporte público, Sintra podría definirse como una ciudad de cuento llena de sorpresas. Entre sus atracciones, el Palacio de la Pena, el Palacio Nacional, el Castelo dos Mouros y la Quinta da Regaleira. Para esta última, necesitarás un día entero que merecerá la pena. Eso sí, entrar a estos sitios no es gratuito, aunque podrás adquirir algún bono que te incluya varios de estos monumentos.

Cascais. Restos de lo que era un pueblo de pescadores. Cascais cuenta con uno de los cascos históricos más bonitos de Portugal, ya que está repleto de palacios y mansiones de una belleza espectacular. Además, si nos alejamos un poco, podemos visitar los acantilados de Boca do Inferno o Cabo de Roca si nos alejamos un poquito más. Este último es un conjunto de acantilados que conforman el punto más occidental de la Europa continental.

Desde revistaiberica.com esperamos que el artículo haya sido de vuestro interés y os animamos a dejar vuestras opiniones en los comentarios de nuestra página web.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.