Inicio Turismo Hoy El turismo médico, una forma diferente de viajar

El turismo médico, una forma diferente de viajar

9
0

 

El turismo está evolucionando. Ya no consiste en simplemente irse unos días a la playa o a relajarse en un balneario, sino que puede un objetivo mucho más complejo. Este tipo de turistas buscan algo más que salir de la rutina, buscan cumplir con una necesidad que muchas veces les resulta vital. Hablamos del turismo médico.

 

Un ámbito que no es sólo dominio de Asia y América del Sur

Seguro que conoces casos de personas que han viajado a Brasil para someterse a un aumento de pecho o han ido a Turquía para realizarse un injerto capilar. Sin embargo, no hace falta irse muy lejos para disfrutar de un turismo médico de primer nivel.

España se encuentra entre los países donde este tipo de turismo está mejor valorado, siendo una de las primeras opciones entre los pacientes internacionales. Esto no se debe sólo a la buena calidad de la sanidad privada y a sus precios competitivos, sino también al clima y a la oferta cultural que ofrece España. Esto significa que estos turistas no buscan solo profesionalidad, sino también disfrutar de lo que puede ofrecerles el país.

 

Dermatología, la especialidad más demandada

Dentro del turismo médico español, entre las especialidades más demandadas se encuentra la traumatología, la ginecología y la oftalmología. Sin embargo, en la primera posición se encuentra la dermatología, que además también cuenta con un importante valor estético.

En lo que respecta a la ubicación, Barcelona se alza como la gran favorita al ser el destino elegido por casi la mitad de estos turistas. En segundo lugar se encuentra Madrid, que recibe a un número más reducido (en torno a casi un 30%). Otros destinos importantes incluyen lugares donde el sol y la playa están asegurados, como Valencia, Alicante y las Islas Baleares.

Son muchas las clínicas dermatológicas de Barcelona que cuentan con una amplia cartera de clientes extranjeros, ya que su profesionalidad hace que muchos de ellos vuelvan. Entre estas se encuentra la Clínica De Felipe, todo un referente situado junto a la Diagonal. Cuenta con un catálogo de servicios que ofrece todo tipo de soluciones para cuidar de la piel, sea cual sea tu rango de edad.

Dentro de las soluciones dermatológicas, podemos encontrar tratamientos para combatir el acné, las manchas y las rojeces. También hay otras opciones destinadas a combatir el paso del tiempo, como el rejuvenecimiento y la eliminación de arrugas. Tampoco podemos olvidar los tratamientos destinados a la pérdida del cabello, los cuales triunfan entre la población masculina pero que también están empezando a tener repercusión entre las mujeres.

Además, muchas de estas clínicas también ofrecen otras soluciones como rellenos o correcciones de nariz. Estos son mucho menos invasivos que los tratamientos tradicionales, lo que facilita el postoperatorio y que los pacientes puedan disfrutar del resto de días comprando, descansando o visitando la ciudad.

 

 

La criolipólisis, una alternativa a las liposucciones tradicionales

La reducción de volumen y grasa localizada preocupa a un amplio sector de la población. No es solamente una cuestión estética, sino que además implica una serie de factores que a la larga pueden traer complicaciones médicas.

Entre los tratamientos para la eliminación de grasa, la liposucción siempre ha estado entre los favoritos. Sin embargo, se trata de un procedimiento muy invasivo que deja marcas en la piel y tardan un tiempo en desaparecer. Con el tiempo, la medicina estética ha evolucionado hasta desarrollar alternativas mucho más sencillas y económicas, cuyos resultados son prácticamente inmediatos y que muchas veces no necesitan de postoperatorio.

Entre este tipo de tratamientos podemos encontrar la criolipólisis, una novedad que llega a nuestro país de la mano de clínicas especializadas como ICE Aesthetic (que además cuenta con un tratamiento de ondas de choque exclusivo para acelerar la eliminación de células grasas).

La criolipólisis se basa en que los adipocitos (las células que forman el tejido graso) son más sensibles al frío. Al congelar estas células en zonas localizadas, estas se destruyen y son eliminadas en las 8-12 semanas siguientes por el sistema linfático. De esta forma, en poco tiempo el paciente puede observar como el volumen de su abdomen, de sus muslos o de sus brazos se va reduciendo.

Si se combina con ondas de choque, solo se necesitan una o dos sesiones de criolipólisis para alcanzar los resultados esperados. Esto lo convierte en un tratamiento rápido y accesible, ya que cada sesión dura aproximadamente 70 minutos. Y es más, es una técnica que no sólo cuenta con decenas de estudios que avalan su eficacia, sino que fue desarrollada en Estados Unidos por dermatólogos de la Harvard Medical School.

El turismo médico mueve solamente en nuestro país más de 500 millones de euros, y se espera que en los próximos años su demanda aumente. Es una alternativa estupenda a las vacaciones tradicionales, así como una forma de no dejar de lado nuestra salud sin renunciar al placer.

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.