informaciondeturismo
 Mariam Benitez Espinosa

Santander, capital de la hermosa Cantabria

Disminuir tamaño de fuente Aumentar tamaño de fuente Texto Imprimir esta página

Muy bella ciudad portuaria del norte de España. Orgullosa de su bahía y de sus playas, de su elegancia, su historia y su presente.

puerto de SantanderLa ciudad de Santander, situada en un entorno inmejorable, antaño reducida, va creciendo conforme los antiguos pueblos van siendo asimilados por el centro urbano como barrios. Así por ejemplo, El Sardinero, preciosa ciudad-jardín, ha modificado su configuración a área residencial.

La primera impresión que Santander nos da es la de una ciudad eterna, señorial, elegante y sobria, que parece anclada en otra época. Si se deja volar la imaginación, parece que vayan a verse damas con sombrilla y vestidas de miriñaque, caballeros con sombrero que les cedan el paso con una cortés inclinación de cabeza, y niños en la playa acompañados de institutrices con atuendos y bañadores propios del siglo XIX. Sin embargo, es esta una ciudad cosmopolita y moderna, llena de atractivos centros comerciales y con las ofertas ocio más actuales, que encierra no obstante tesoros arquitectónicos que ayudan a crear dicha ilusión.

Las calles y plazas de su casco antiguo, lejos de tener que envidiar a las grandes avenidas de la ciudad más actual, forman un conjunto armonioso que invita al caminante a soñar con otros tiempos. De una belleza templada, parece recordarnos a cada paso la grandeza de nuestro país.

bahia de santanderSus playas, hermosas y anchas aunque no largas, evocan toda la fuerza del mar y asaltan al paseante con sus aromas y sonidos. Es muy destacable la bellísima Playa de la Concha, situada en la Bahía que le da nombre, y que se considera la playa urbana más famosa del país. Constituye todo un placer caminar por su paseo marítimo cercado por una balaustrada blanca labrada con motivos marineros desde la que las vistas son impresionantes. No se puede tampoco dejar de visitar sus otras bonitas playas, como la Playa del Bikini, en las inmediaciones de la Magdalena, famosa por ser la primera en que se lució esta prenda.

Palacio de la Magdalena. En la Península de la Magdalena, en el centro de un precioso parque, fue un presente de la ciudad al rey Alfonso XIII para que lo usara como residencia de verano. Más tarde, el gobierno republicano lo convirtió en la sede de la Universidad Internacional de Verano que es lo que sigue siendo en la actualidad.Sus gentes ostentan el título de ser los más hospitalarios de los españoles pese a ser calladas y discretas por naturaleza. Los cántabros, una raza especial, caracterizados por ser más altos que la media nacional, con lindos ojos claros de mirada profunda y cabellos oscuros, aún conservan hoy en día los rasgos que les señalan como tales.

playa de santanderConocida a nivel mundial es la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, que organiza cursos de especialización y cuyo centro neurálgico es el Palacio de la Magdalena. Supone un lugar de encuentro para la cultura y el saber, que da pie a la existencia un foro de discusión y de debate capaz de albergar a profesores, especialistas y estudiantes de las más diversas materias. En definitiva, una ciudad y un pueblo que merece la pena conocer y a los que es difícil sustraerse a regresar.

Bahía de Santander: Es el mayor puerto natural del Cantábrico y cuenta con magníficas playas como la de Somo, la del Puntal, y la Magdalena.

Qué visitar
Catedral. Ubicada en la calle Somorrostro, consta de dos construcciones superpuestas, ambas de estilo gótico monasterial, cuya construcción se inició en el siglo XII. En su interior custodia el sepulcro de Menéndez Pelayo.

palacio de la magdalena SantanderBiblioteca Menéndez Pelayo. Edificio situado en la calle Rubio número 4, de principios del siglo XX, que fue declarado Monumento Histórico-Artístico en 1982.

Iglesia de la Anunciación. En el centro de Santander, muy cerca de la Plaza Porticada, se encuentra este edificio, antiguo convento jesuita y datado en el siglo XVII.

Iglesia de Santa Lucía. En el corazón de la ciudad, se alza esta construcción, que fue inaugurada a mediados del siglo pasado, y que fue declarada Bien de Interés Cultural en 1987.

Palacio de la Magdalena. En la Península de la Magdalena, en el centro de un precioso parque, fue un presente de la ciudad al rey Alfonso XIII para que lo usara como residencia de verano. Más tarde, el gobierno republicano lo convirtió en la sede de la Universidad Internacional de Verano que es lo que sigue siendo en la actualidad.

Zona del Barrio Pesquero. Pintoresca y plagada de tabernas y restaurantes.

Museos. Museo Marítimo del Cantábrico, Museo Municipal de Bellas artes, Museo Regional de Prehistoria y Arqueología, Casa Museo Menéndez Pelayo, Archivo Histórico Provincial.

cuevas en cantabriaAlrededores, rutas y espacios naturales
Cuevas de Altamira: Seguramente el más sobresaliente legado cultural del paleolítico que, además de su valor artístico, ofrece imágenes de especies hoy desaparecidas. Para visitarlas, debido al creciente deterioro que les produjo el turismo, hay que solicitar permiso con mucha antelación al Museo de Altamira.

Bahía de Santander: Es el mayor puerto natural del Cantábrico y cuenta con magníficas playas como la de Somo, la del Puntal, y la Magdalena.

Puente del Diablo: En los acantilados de Cabo Mayor, se encuentra este gran puente natural, sobre el cual atraviesan los rebaños de vacas.

Abra del río Pas: En la carretera de Liencres, a tan sólo 10 kms de Santander, el río Pas nos descubre su belleza más majestuosa en su Abra, donde se asoma a un amplio meandro que ofrece buena muestra de la agricultura montañesa.

Cuevas de Puente Viesgo: Cerca de Altamira, en el cerro del Castillo, junto a Puente Viesgo, formando un laberinto subterráneo se ubican Las Cuevas del Castillo, de Las Monedas y de La Pasiega. En ellas, el hombre prehistórico representó escenas de caza y especies animales semejantes a las de las Cuevas de Altamira. Las del Castillo están abiertas al público.

Cueva de El Soplao: La cueva, situada entre los municipios de Valdáliga y Rionansa, es conocida desde finales del siglo XIX debido a la explotación de las minas de La Florida, pero en su interior guarda un auténtico “paraíso” natural conformado por impresionantes formaciones.

Dunas de Liencres: En la desembocadura del río Pas, son las más extensas de la costa cantábrica. En 1986 fue declarado Parque Natural.

Robledal de Ucieda: En el Valle del Saja se encuentra este bello terreno salpicado de robles, hayas y abedules, por el que transitan ciervos y corzos.

Ruta de la Costa de Cantabria: Recorre localidades tan emblemáticas y hermosas como San Vicente de la Barquera, Comillas y Santillana del Mar para terminar recabando en Santander. Playas y paseos junto al mar se mezclan ante los sentidos del viajero con los más representativos conjuntos monumentales.

Ruta de del Valle de Cabuérniga: El itinerario comienza en Cabezón de la Sal, para continuar por Ruente y Fresneda, desembocando en Bárcena la Mayor. Casonas del siglo XVIII pueblan todo el camino y nos reciben en cada parada.

Ruta de los Valles del Miera y del Pas: Esta ruta, siendo muy larga, unos 120 kms, se hace corta por el placer que brinda al peregrino que la transita. Nace en Solares, y hace paradas en Rucandio, Liérganes, La Concha, Salcedilla, Vega de Pas, Santa María de Cayón, San Roque de Riomera, Selaya, Sarón, para morir finalmente en Solares de nuevo. Digna de mención por sus paisajes y el entorno que abarca.

Gastronomía
Su gastronomía goza del privilegio de estar compuesta por productos de primera calidad tanto de la tierra y los ríos como del mar. Pescados, mariscos, carnes, verduras, y frutas, su variedad es muy rica en todo y saben cocinarlo sencilla pero exquisitamente.

Como entrantes sus famosos y sabrosos quesos de elaboración artesanal. Para comer, con verdadero deleite, las rabas, o calamares, los boquerones, las angulas, los percebes o el salmón, la carne de vacuno a la parrilla o en guisos, y la verdura como acompañamiento o primeros platos, nos dejarán agradables sensaciones en el paladar. Todo ello regado con caldos de buena calidad, y rematados con aún mejores licores, tras los delicados postres de repostería casera como el arroz con leche, las natillas o la leche frita.

Fiestas
Las más conocidas, en honor de Santiago Apóstol, que se celebran el 25 de julio, y en honor de San Emeterio y San Celedonio, patrones de la ciudad, que se celebran el 29 de agosto, dan lugar a verbenas, corridas de toros, regatas por la bahía, sardinadas, competiciones y espectáculos de fuegos artificiales.

Destacan también la Romería de la Virgen del Mar, la subida al faro de Cabo Mayor o la Fiesta del Turista, también llamada Los Baños de Ola, que combinan juegos y jolgorio con manifestaciones del folclore regional.

Datos prácticos:
Santander se encuentra en la provincia de Cantabria, en la costa norte de España, entre Asturias y El País Vasco, y goza de estupendas comunicaciones por carretera gracias a la nueva Autovía del Cantábrico.

Oficinas de Turismo de Santander
Paseo Pereda. Tel.: (+34) 942 203 000/1
El Sardinero. Tel.: (+34) 942 740 414
Santander Convention Bureau. Tel.: (+34) 942 203 002/4

Sin Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Turismo Rural en Sierra Nevada

casas-rurales-venta-de-los-herradores

Vacaciones en la Costa Brava

cala-montjoi_publicidad

Turismo Rural y Aventura en Asturias

Hotel & Spa Villa de Mestas