informaciondeturismo
 Redacción

Maderuelo, de fundación medieval

Disminuir tamaño de fuente Aumentar tamaño de fuente Texto Imprimir esta página

La actual Villa de Maderuelo es de fundación medieval, y aparece citada documentalmente en vez primera con el nombre de “Castro Maderolum” por el obispo don Rodrigo Jiménez de Rada, al relacionar las fortalezas recuperadas en el 1010 por el conde Sancho Garcés. Si debajo del actual Maderuelo precisamente existió alguna vez un poblado o castillo musulmán, es algo de lo que no ha quedado vestigio. Al igual que tampoco hay evidencias ciertas y rigurosas de que, sobre la actual peña que ocupa hoy, existieran núcleos de población anteriores a los árabes. No obstante, es sabido que en la antigüedad habitaron estas tierras los arevacos, pueblo celtibero, y algunos apuntan la posibilidad de que la calzada romana a Tiermes atravesara el “puente viejo” de Maderuelo.

En tiempos de la repoblación sepulvedana, el término asignado a la villa de Sepúlveda se dividió en octavas partes, en ochavos. Al Concejo sepulvedano le correspondió organizar la repoblación de los mismos, cada uno de ellos integrado en una extensa demarcación territorial. Maderuelo sería incluida, en un principio, como villa supeditada al ochavero de la Villa y Tierra de Sepúlveda. No obstante, la relación de supeditación administrativa de Maderuelo hacia Sepúlveda debió durar poco tiempo, desde el año 1076 al 1088, pues es en esta última fecha cuando se incluye a la ya Villa y Tierra de Maderuelo en la diócesis de Osma.

Por su importancia militar llegó a tener jurisdicción la Villa y Tierra de Maderuelo hasta sobre una veintena de aldeas y lugares menores. Solamente la Villa de Maderuelo llegó a contar con más de una decena de iglesias parroquiales, que hoy están reducidas a la de Santa María del Castillo. A la propia fundación de la Villa va unido el más grande tesoro que guarda en la actualidad Maderuelo, su ermita Vera Cruz, de principios del siglo XII (primer cuarto), templo románico situado extramuros del recinto amurallado. Existen indicios suficientes para creer en que la iniciativa de su construcción correspondió a la Orden del Temple. Las joyas más llamativas de la ermita Vera Cruz de Maderuelo fueron las impresionantes pinturas murales que un día decoraron el interior de su ábside. Los frescos, según W. Cook y José Gudiol, son obra de un pintor formado en Italia, compañero del maestro de Santa María de Tahull (Lérida), activo hacia 1123, o quizá del mismo maestro. En 1947 los frescos románicos fueron transportados a lienzo por José Gudiol, y en 1950 se instalaron en el Museo del Prado (en Madrid), respetando su disposición original, donde se pueden admirar en la actualidad.

También a los principios de la Reconquista atribuye la leyenda la reaparición de la talla de Nuestra Señora de Castroboda, venerada en Maderuelo como Santa Patrona de la Villa, a la que se festeja anualmente cada último domingo de Septiembre.Las primeras noticias del Señorío de Maderuelo son del año 1384, en el que 7 de Noviembre el rey Juan I de Castilla dio la Villa y Castillo de Maderuelo a mosén Beraudon de Faudoas, embajador del francés Luis de Anjou en la Corte de Castilla. En el año 1389, la Villa y su Tierra es comprada por la Reina Doña Leonor de Navarra. Por merced de Don Juan II, dada en Valladolid el 9 de Septiembre de 1423, se concede el Señorío a Don Álvaro de Luna, formando parte del Condado de San Esteban de Gormaz.

A Don Álvaro le sucedió su hijo mayor Don Juan de Luna, que solo tuvo hijas, por lo que la heredad recayó en la mayor Doña Juana de Luna, casada con Don Diego López Pacheco, II Marqués de Villena. En cuya casa y linaje se mantuvo Maderuelo hasta 1811, en que fueron abolidos todos los señoríos del Reino.

El pueblo de Maderuelo, no obstante, siguió sumido en la Edad Media hasta casi nuestros días. A mayor abundamiento, en la década de los 50 el embalse de las aguas del río Riaza dejó la Villa prácticamente despoblada, consiguiendo finalmente que la silueta románica y romántica del más encantador castro de Castilla haya llegado hasta nosotros como un antiguo gran buque anclado en la Historia.

Hoces de Riaza
A escasos cinco kilómetros de Maderuelo, siguiendo el curso del río Riaza se encuentran los impresionantes cañones rocosos que conforman sus denominadas “Hoces”.

Comienzan las Hoces del Riaza al pie de la presa de Linares y se extienden río abajo atravesando el término municipal de Montejo de la Vega de la Serrezuela, internándose y perdiéndose ya en la provincia de Burgos. El Doctor Félix Rodríguez de la Fuente, al conocer el aislamiento y la agreste composición de este paraje, promocionó en la década de los setenta la creación de un refugio para aves rapaces en este bellísimo espacio natural sembrado de riscos desnudos, con innumerables oquedades en sus piedras que la erosión agrieta de forma permanente.

El Refugio de Aves Rapaces de Las Hoces del Riaza se inauguró el 13 de Enero de 1975 por el entonces Príncipe de España Don Juan Carlos de Borbón. Constituye el primer espacio natural protegido de nuestro país creado y gestionado por una ONG y, en cualquier caso, uno de los primeros espacios naturales españoles protegidos, junto con los parques nacionales.

Es, además, un lugar único para las aves rapaces de nuestro continente, las poblaciones de buitres leonados y alimoches de estas gargantas son de las más densas y numerosas de Europa, así como de las más estrictamente estudiadas, censadas y controladas. Todas las aves rapaces rupícolas ibéricas no marinas han criado alguna vez en el refugio desde su creación, excepto el quebrantahuesos.

Al finalizar la última temporada de cría del año 1995, más de 700 aves rapaces moraban en este cañón. Ampliando el enfoque, se ha comprobado la existencia aquí de más de 300 especies de vertebrados; de entre ellos se reproducen en el refugio más de 100 especies de aves. Este paraje ha sido considerado, entre otros títulos, como: “Paisaje Sobresaliente”, “Espacio Natural de Protección Especial”, “Área Importante para las aves de Europa”, “Área importante para las aves de España”, “Zona de especial protección para las aves”, “Sitio de interés geológico”, “Tramo fluvial de interés piscícola” y “Área importante para la protección del alimoche”.

Qué ver
Ermita de Castroboda, del siglo XVIII. Ermita de la Vera Cruz. Ermita templaria que contenía uno de los mejores conjuntos de frescos románicos castellanos. Aún quedan algunas leves huellas en los muros. La mayoría fueron trasladadas al Museo del Prado de Madrid. Fue declarada Monumento Nacional en 1924. Cuenta la tradición que los templarios custodiaron en sus muros un lignum crucis.

Arco de la Villa. En el acceso oeste. Hasta principios del siglo XX contaba con foso y puente. También en la parte oeste quedan algunos lienzos de la muralla.

Plaza e iglesia de Santa María. Destaca la gran espadaña del templo.

Plaza de San Miguel. Con la ermita del mismo nombre, así como diferentes casas ilustres con la rodean.

Puerta del Barrio. Adosada a una casa que hizo las veces de Hospital de Peregrinos. Aquí estaba ubicado el barrio judío de la villa.

Puente Viejo. Sólo puede observarse cuando bajan las aguas del embalse, normalmente en verano. De gran belleza. Unía el pueblo con la ermita de la Vera Cruz

Datos prácticos – Cómo llegar
Maderuelo, en la provincia de Segovia, se encuentra cerca de Ayllón por la C-114.
Web Información de Turismo de Maderuelo

Gastronomía – Dónde Comer
La gastronomía típica de la zona es el lechazo o lechal asado, siendo el cordero de esta zona muy apreciado por su exquisito sabor y suavidad, fruto de los aromáticos arbustos y pastizales en los que se alimenta el ganado. El buen chorizo de matanza, amén de otras viandas, era una de las costumbres más arraigadas, que reunían vecinos y familias para llevar a cabo la preparación de los sabrosos embutidos, entre los que destacaba el buen jamón curado.

Esta tierra también gusta del buen vino, como atestiguan la gran cantidad de bodegas excavadas en la roca que rodean nuestra Villa. No en vano, Maderuelo linda con la demarcación de la D.O. de Ribera del Duero, donde se producen muchos de los mejores caldos de nuestro país.

Así pues, debemos alabar el buen gusto de sus antepasados, pioneros en una tierra que fue la Extremadura castellana, allá por el Siglo X , donde nadie se atrevía a habitar en aquella fronteriza y peligrosa tierra de nadie.

Restaurante Veracruz. Tel.: 619 75 29 73
Restaurante Alfoz de Maderuelo. Tel.: (+34) 921 556 294
Restaurante Los Templarios. Tel.: (+34) 921 556 107

Dónde Dormir
Casa Rural Aurora I y Aurora II. Tel.- 921 55 62 22
Posada del Medievo. Tel.- 921 55 61 07
Casa Rural Maderolum. Tel.- 921 55 61 49
Hotel Capitulo Trece. Tel.: (+34) 921 556 395
Hotel Rural El Secreto del Castillo. Tel.: 921 55 63 03
Casa La Botica de Maderuelo. Tel.: 687 88 74 81 – 663 93 85 72

Fiestas
En Navidad se celebra una fiesta de disfraces para despedir el año; En Semana Santa, procesión del encuentro; Corpus Christi; Santa Agueda. Principios de Febrero; Maderuelo Siglo XII. Ultimo fin de semana de agosto. Recreación del pueblo en su época medieval; Finales de septiembre. Nuestra Señora de Castroboda.

Otros datos de interés
La zona de las Hoces del Riaza ofrece la oportunidad de disfrutar de la naturaleza y de practicar turismo activo. El embalse es uno de los puntos más frecuentados por los amantes de los deportes acuáticos.

Por Jesús Hernando*/ Fotografía.- Carlos Frías © revistaiberica
 *Jesús Hernando Bayo está licenciado en Derecho y ejerce como Abogado. 
Nació en Maderuelo. Es autor del trabajo de investigación bibliográfica inédito “Relatos de Maderuelo”.

 

 

Sin Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Turismo Rural en Sierra Nevada

casas-rurales-venta-de-los-herradores

Vacaciones en la Costa Brava

cala-montjoi_publicidad

Turismo Rural y Aventura en Asturias

Hotel & Spa Villa de Mestas