Redacción

Andorra: escapada romántica entre viñedos

Decrease Font Size Increase Font Size Text Size Print This Page

Cuando pensamos en una escapada romántica imaginamos una cala frente al mar, cena con velas bajo la luz de la luna y con una banda sonora de película. Pero existen muchas opciones para salir del tópico y sorprender a la pareja. Nuestra propuesta es visitar Andorra y practicar enoturismo, una actividad muy de moda entre los aficionados a la cultura del vino.

Andorra es un principado con un paisaje deslumbrante rodeado de montañas, valles y lagos. Pero al margen de sus recursos naturales posee una extensión de viñedos de alta montaña que producen un vino gran calidad. Son caldos selectos de una enorme personalidad, que han posicionado a Andorra dentro del club de los mejores productores.

Así que esta es nuestra propuesta: elige fecha y encuentra tu chollo en pareja con Buscounchollo.com. La web está especializada en paquetes de viaje cerrados y siempre dispone de ofertas de alojamiento interesantes en el Principado de Andorra. A partir de ahí, puedes elegir viñedo y marcarte tu propia ruta.

La excursión a la viñas os encantará, pero podéis redondear vuestra escapada a Andorra con otra propuesta exitosa de Buscounchollo.com: una noche de hotel con entrada al centro termolúdico de Caldea. Un baño en sus piscinas termales o una visita al spa serán el broche de oro para una escapada romántica y original.

Los valles de Andorra y sus vinos
Los valles andorranos esconden un secreto muy apreciado entre los amantes del vino: son sus viñedos de altura, situados entre 1.000 y 1.500 metros por encima del nivel del mar. El cultivo de la uva ya había formado parte de la vida de los andorranos en la antigüedad, pero ha vuelto a recuperarse. Los nuevos productores han sabido compaginar la tradición, las nuevas tecnologías y el respeto por el entorno.

Andorra: escapada romántica entre viñedos

Andorra: escapada romántica entre viñedos

Bodega Bordas Sabaté (Sant Julià de Lòria)
Es una de las fincas pioneras en el desarrollo del enoturismo andorrano. Los propietarios organizan visitas guiadas a los viñedos, que están distribuidos en 12 terrazas y que se trabajan mayoritariamente de forma manual. Durante el recorrido, que se realiza en parte con 4×4, los participantes podrán conocer los tres tipos de uva que se cultivan en la zona: la riesling, una uva blanca de origen alemán, la tinta cornalin, de origen suizo, y otras dos variedades de tinta muy conocidas ya en España, como son la syrah y la merlot.

La estancia concluye con una cata de vinos y, quien lo desee, puede quedarse a comer en el restaurante de la propiedad. Por supuesto, también es posible adquirir vinos directamente en la bodega. Dos de los más conocidos son el Escol y el Torb, que llevan el sello inconfundible de Alain Griallot, el enólogo de Bordas.

Los viñedos son ecológicos y se trabajan con los principios de la agricultura biodinámica, que tiene presentes las fases lunares en todos los momentos del proceso productivo.

Bodega de Casa Auvinyà (Auvinyà)
Ofrece visitas guiadas para un máximo de 10 personas y siempre con reserva previa. La finca se encuentra a 1.200 metros sobre el nivel del mar y posee unas 5.000 cepas. De allí surge una producción limitada de vinos muy cotizada en el mercado. Su joya más preciada es el Evolució Pinot, considerado el primer vino tinto que salió de una bodega andorrana. Otra variedad monovarietal de la bodega es Evolució Syrah.

Casa Auvinyà también produce lo que se denomina “vino de hielo”. Son vinos que parten de una uva recolectada en el mes de diciembre y que aporta a los caldos un matiz muy especial. Su creación más conocida de estas características es el vino blanco Imagine, elaborado a partir de uvas alabariño, pinot gris y viognier.

Casa Beal (Nagol)
Los viñedos de Casa Beal están situados a 1.000 metros de altitud y, al igual que la mayoría de productores de uva andorranos, se rigen por los criterios de la agricultura biodinámica. Su bodega es la creadora del vino de hielo Cim de Cel, que se ha convertido en emblema de los vinos de altura andorranos. El vino está elaborado con la uva blanca gewürztraminer. Es un producto fresco y aromático, que recuerda a las frutas exóticas y a los pétalos de rosa.

Casa Beal ofrece visitas guiadas individuales o en grupo que acaban con una degustación. La bodega también se encarga de la fabricación de otros productos gourmet. Una de sus especialidades es un foie gras micuit artesanal, que se elabora con hígados de pato de máxima calidad.

Bodega Mas Berenguer (Puí d´Olivesa)
Esta bodega, situada también en la parroquia de Sant Julià de Lòria, no hace mucho que se ha sumado a la actividad del enoturismo. El Mas tiene una larga tradición agrícola pero su experiencia en el vino es relativamente corta (empezaron en 2011). Pese a su juventud, esta modesta bodega ha sacado ya al mercado productos muy interesantes, como el Tancat Rocafort.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Te gustaría aparecer en revistaiberica.com?

¿Te atreves?

Ven a disfrutar de los Itinerarios más bellos del pirineo

Camino de Santiago - Grandes Recorridos

Toda la información del Camino de Santiago