Inicio Viajes, rutas y destinos por España Galicia Las rutas del Xares

Las rutas del Xares

21
0

Situado en el oriente orensano. Limita, al este, con la provincia de Zamora, concretamente con Porto de Sanabria. Es uno de los últimos pueblos de la provincia, pertenece al municipio de A Veiga, en la denominada “Terra do Bolo”. Dista 12 km de la capital del municipio, y 150 de Orense. Situado en la falda del macizo montañosos de “Peña Trevinca” (pico más alto de galicia: 2.124 metros de altitud) y regado por el conocido y apreciado río truchero “Xares”, ofrece al visitante un auténtico remanso de paz, con paisajes de inusitada belleza.

Iglesia de Santa María de Xares

De principios del siglo XI (1010). Reformada en el siglo XVI. Tiene planta en forma de cruz patriarcal, típica de estilo románico. Su fachada es neoclásica . Esa parroquia de presentación del marquesado de Figueiredo. Tradicionalmente, dicen de la casa de “Lamela”. Tiene un indudable valor histórico artístico. En ella se conserva una monumental cúpula con su linterna, en la que aparecen cuatro esculturas representando dos maestros y dos peones, con inscripción en uno de ellos.

Santa María de Xares
Santa María de Xares

Como patrimonio cultural se conservan libros de registros parroquiales del año 1583. Asimismo posee una cruz histórica del año 1624, donada por le capitán Alonso Ponce de León, familiar del Santo Oficio, que sólo se expone al público el día de su fiesta (18 de agosto)

Aun se conservan en Xares varias fuentes, alguna de ellas de origen celta, que servían para el abastecimiento de agua del pueblo.

Tampoco podrían faltar los molinos hidráulicos, muchos de los cuales se conservasn en perfecto estado y son aún de utilidad para las gentes del lugar. Se puede encontrar su origen en la Edad Media. La mayoría de los molinos eran y siguen siendo, propiedad de varios vecinos, que tenían el derecho a moler unas horas al día o a la semana.

El funcionamiento de los molinos, situados a las orillas del río, es como sigue: el grano se echa en la “tremolla”. Desde ahí cae en la “quenlla” y desde ella en el “ollo da moa”. Entre ésta y el “pe” es donde se muele, cayendo alrededor en el trimillado ya convertido en harina. Para que gire la “moa” es necesario que el agua que viene por el canal caiga en el cubo y desde aquí dé contra el “rodicio” para que lo haga andar alrededor.

Manteniendo el mismo sabor, merecen atención las construcciones de las viviendas. Presentan muchos rasgos que proclaman su emplazamiento geográfico, típicamente rural y de alta montaña. Raramente se presentan aisladas, sino que está adosadas unas a otras a ambos lados de la calle, a la que da su fachada principal. Se trata de casas construidas en sillar o sillarejo visto, con cubierta de losa bruta, escalera exterior desprovista de pasamanos, de piedra, a veces, de una sola pieza y galería abierta.

Como apoyo a la ruta de senderismo, Xares tiene creada una infraestructura turística que cuenta con viviendas rurales, que ha sido rehabilitadas para el alojamiento del turismo rural.

La arquitectura popular del municipio de Xares, propia de la zona de alta montaña, se encuentra perfectamente integrada en el ámbitogeográfico que la rodea. Estas viviendas todavía conservan un gran número de telares y gran cantidad de prendas de lino, muestras únicas de la antigua artesanía de la zona.

Rustas de senderismo por el río Xares

Gastronomía

Dicen de Xares que destaca en el arte del buen comer: cabrito y cordero asado, chorizos y androllas caseras, jamón, lacón con grelos, pulpo, empanada, la exquisita trucha de Xares, y la abundante caza de sus montes, todo elloregado con buen vino casero. La abundante caza de la zona proporciona excelentes materias primas a la cocina de Xares.

Un entorno privilegiado

Xares cuenta con numerosos valles de gran belleza y frondosa vegetación donde pudimos encontrar árboles propios de la zona: roble, abedul, acebo, avellano, enebro… Existen multitud de plantas medicinales y de interés botánico, entre las que no podía faltar el arándano, la zarzamora, la genciana.

En el idílico valle de A Morteira se encuentra un merendero. Aquí se celebra la ya tradicional romería del primer domingo de setiembre, muy concurrida por los pueblos de la zona. Consiste en una misa campestre, comida popular gratuita (pulpo), juego de bolos y actuaciones musicales.

Como no podía ser menos, no falta en este entorno el paisaje invernal. En las altas cumbres, hasta bien entrado el verano, aún se puede contemplar el paisaje nevado, de extraordinaria belleza.

Coto de caza

Se trata de una superficie de terreno vallada, de unas 2.000 hectáreas y que comprende los montes de “Acevedos” y “Morteiras”. Todo el terreno incluido en el referido vallado está destinado a caza mayor: venado o ciervo, corzo (animal muy abundante en la zona), jabalí (se diría familiar desde hace unos años). En otras zonas se está repoblando la perdiz, la liebre y el conejo.

Además de la importancia etnológica y botánica, Xares posee una indudable riqueza faunística, debido principalmente a que estos bosques constituyen por su situación geográfica, el límite nororiental de la distribución de otras especies.

El lobo, aunque está siempre presente, no alcanza altas densidades, pues únicamente existe una pequeña población estable.

Otros depredadores viven en estos montes. El zorro, no muy abundante, no supone un grave peligro para la caza menor. La marta se encuentra en estos lugares uno de los últimos refugios en Galicia. La Garduña y la gineta se encuentran principalmente en la parte baja de la montaña, aunque en densidad no muy elevada. La nutria ocupa las zonas más bajas, pero esporádicamente realiza incursiones hacia la parte alta de los arroyos. El tejón, la comadreja, el armiño y el turón también están representados entre las especies de la fauna local. Entre las aves rapaces diurnas, podemos citar el gavilan, ratonero común, aguilucho pálido y cernícalo vulgar.

Por último, las rapaces nocturnas son, entre otras, el cárabo común, el mochuelo y la lechuza común.

LAS RUTAS

Xares invita al visitante a conocer a través de las rutas de senderismo, sus gentes, cultura, artesanía, gastronomía y bellos paisajes que convierten a esta zona en un lugar lleno de alicientes y encantos para visitar en cualquier época del año, ofreciendo además la posibilidad de realizar estas rutas a caballo.

La Ruta de la reserva. Es una ruta perimetral, en la que es posible avistar venados, corzos, jabalíes, cabras montesas y muflones, entre otros. Pasamos por La Laguna so Sextil, para, siguiendo la ruta general por el Alto de A Corraliza, llegar a la Laguna de Oceclo y regresar al pueblo de Xares donde visitaremos su iglesia. La longitud de esta ruta es de 18 kilómetros.

La Ruta de A Morteira. Discurre por el centro de la Reserva de caza mayor de Xares, por el inigualable valle de Amorteira y llega hasta la La Laguna de Ocelo. La longitud de esta ruta es de 14 kilómetros.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.